UTILIDAD DEL RECURSO DE AMPARO




Se puso en vigor un 14 de julio de 1980 cuando se tuvo la primera reunión de magistrados del Tribunal Constitucional español, el segundo presidente Tomás y Valiente se ufanaba en sus conferencias de ser la primera reunión de magistrados, fecha coincidente con la revolución francesa (Toma de la Bastilla). El registro de amparos se abrió el 15 de julio.

Las estadísticas de admisiones andan por el 1 por 100; en tiempos gloriosos del TC (1980-1985) era otro mundo, de cada 100 amparos se admitían a trámite 25 la realidad de los amparos con contenido defendible se imponía, ahora es la conveniencia lo que rige.

Los abogados vemos la admisión de un amparo como que te toque un premio importante de lotería. Acudir al amparo para el litigante es un sacrificio económico y logístico de importancia, requiere tener abogado y procurador salvo que tenga título de licenciado o graduado en derecho. Y generalmente se hace como lugar de paso hacia las vías internacionales cual Tribunal Europeo de Derechos Humanos y el Comité de Derechos Humanos. Cuidado que tampoco son las estadísticas de estas entidades supranacionales para tirar cohetes, en el TEDH de Estrasburgo las estadísticas andan como las del TC; y en el Comité de Derechos Humanos de la ONU cada vez son más restrictivos.  En el TEDH de Estrasburgo es el juez nacional el único que entiende la lengua del país y el que parte el bacalao de las admisiones, el juez que puso el gobierno de turno viene a ser  un “Juan Palomo” al Gobierno del PP le cupo elegir juez y  eligió a la actual jueza Elosegui que es miembro del Opus Dei y no se abstiene en los temas de raíz religiosa católica.

Yo era estudiante de derecho aquel 14 de julio de 1980 y ayudante de abogados laboralistas,  pero pronto me hice lector del “Boletín de Jurisprudencia Constitucional” editado por las Cortes en cuadernos naranjas por meses o bimensual. Era aquel TC un “viento fresco”,  ver que se llamaba en una sentencia del TS “patentemente arbitraria” a una resolución tomada por la judicatura preconstitucional que dominó largo tiempo la vida patria era como presenciar un hecho milagroso un “Dios existe”.

Hoy aquel TC pasó a mejor vida. Mutó. “Vinieron los recursos de amparos masivos” y “no pudimos sino cerrar el grifo” me contó uno de los primeros letrados del TC con el que tuve oportunidad de departir sobre aquella “transición” del amparo al “desamparo”.

Un jurista presidente de una fundación me ofreció escribir un libro sobre la historia del TC español, eran 24 mil euros por el trabajo, él lo quería enfocar en las puertas giratorias por donde habían salido los distintos magistrados que sirvieron en el TC. Yo tenía otra visión. Y no cuajó la escritura. Hay mucho por contar sobre el TC y sus entresijos, alguien lo hará sin duda. Y saldrán cosas “fuertes”.

Todos nos ganamos el “karma” con nuestras acciones, tanto los individuos como los colectivos institucionales, el “karma”, bueno o malo, “marca” nuestro futuro. El del TC es aciago está empantanado en los lodos de la denegación de la justicia, Felipe González en la SER contó la historia de un edificio de Miami que estaba tocado por la carcoma, la gente no se dio cuenta hasta que el edificio se hundió de golpe.


JOSE LUIS MAZON COSTA
ABOGADO

Una respuesta a “UTILIDAD DEL RECURSO DE AMPARO”

  1. Dolores María dice:

    Buenas noches,Sr Mazon ,me gustaría felicitarlo por la manera de contar su historia de forma llana y con total normalidad,cosa que no suelen hacer los abogados,al menos el mío que creo que me ha engañado(estoy casi segura).Gracias por ser primero persona y después un abogado honesto y por lo que leo un luchador por lo que es justo.Enhorabuena y un Saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *